Mes del Adulto Mayor: la premura de políticas públicas para sobrevivir a la precariedad

Después de que el Gobierno anunciara el programa “Adulto Mejor”, la realidad de las personas mayores de 60 años volvió a estar en el debate: pensiones miserables, crisis en la salud, desprotección y aislamiento, son algunos de los aspectos negativos que debe enfrentar este importante sector de la sociedad.

Según datos de la Comisión Económica para América Latina y el Caribe (CEPAL), en el año 2050 un 30 por ciento de la población será adulto mayor en Chile, es decir, casi 7 millones de personas que su edad estará por sobre los 60 años. Una cifra distinta a la proporcionada por la encuesta Casen 2017, donde la llamada tercera edad representa al 19,3 por ciento de la población, lo que se traduce en 3,5 millones de personas, aproximadamente.

Por este aumento paulatino de este grupo etario, el Gobierno lanzó recientemente el programa denominado “Adulto Mejor”. Iniciativa que contempla una serie de medidas que en teoría ayudarán a los mayores de 60 años.

El Ejecutivo centra su iniciativa en base a tres pilares. El primero, “Ciudades amigables” donde se consideran  más plazas para la actividad física, semáforos especiales para adultos mayores y más condominios tutelados para la tercera edad. El segundo, “Vida saludable” que contempla fomento a la actividad física, lectura y charlas intergeneracionales. El tercer pilar es “Servicios cercanos”; incluye capacitación laboral, subsidios a la contratación y operativos médicos en zonas aisladas.

El plan, lo inauguró la primera dama Cecilia Morel, quien se refirió al desafío de romper con los estereotipos en cómo vemos a los adultos mayores.

“Todo el énfasis de ayuda económica va a ir centrado en la reforma previsional, que entraría a fin de mes o principios de próximo al Congreso. Lo importante ahí, es que además de la modificación al sistema de pensiones, viene algo relevante, es que se crea un seguro de dependencia, cuando este tipo de personas cae en la adversidad, postración o en la necesidad de ayuda”, afirmó.

Sobre dicho programa de Gobierno, diversas organizaciones de pensionados han manifestado su rechazo.

El dirigente de la Agrupación Nacional de Empleados Particulares Jubilados y Montepiadas de Chile, Jorge Harnish, precisó que la idea del Presidente Piñera no enfrenta la pobreza económica y la crisis de salud pública que afecta a la mayoría de los adultos mayores en Chile, producto principalmente a los bajos ingresos recibidos por parte del sistema previsional imperante.

“Cada vez que la gente recibe pensiones más miserables, se tienen que encalillar en cajas de compensación para poder solucionar sus problemas y sobrevivir. Para resolver sus problemas de salud, ya que la atención y procedimientos son muy malos en este país. Es miserable y discriminatorio la atención en los hospitales y las operaciones. Yo mismo tengo un tumor canceroso, he tenido que esperar más de un año, y sigo esperando la orden de cirugía. Y como el mío, hay muchos casos similares. Aparte de otros problemas que afectan directamente al bolsillo y la dignidad de los adultos mayores en Chile”, argumentó.

Al respecto, el presidente de la Unión Nacional de Pensionados y Pensionadas de Chile, Juan Romero, indicó que la medida anunciada por la administración central deja varios temas pendientes.

Precisó que problemas como el alto precios de los pasajes de locomoción colectiva, nulos subsidios a los pagos de contribuciones y altos valores en medicamentos, son algunos de los múltiples puntos críticos aún sin solución.

“Estamos luchando para que las pensiones suban, para que tengamos que pagar menos en el Transantiago, en toda la locomoción colectiva. Hoy día pagamos menos en el Metro, pero los que viven lejos o tienen que hacer largos viajes por un tema de salud o trámites, igual tienen que pagar tarifa completa en la micro. No estamos pidiendo gratuidad, estamos pidiendo que paguemos lo mismo que en el Metro”, subrayó.

Ejemplo en la administración local

Modelo reciente de ideas relacionadas con políticas públicas y que benefician a personas de la tercera edad se dan en la comuna de Talagante.

Recientemente el Concejo municipal ha aprobado una ordenanza que multará a aquellas personas que no tengan un buen trato hacia los adultos mayores, causándoles daño o angustia con maltratos físicos o emocionales.

El alcalde de Talagante, Carlos Álvarez, precisó que se consideran también las vulneraciones de no entregar una buena atención, silencios ofensivos y falta de respuesta a sus consultas en forma intencionada, por parte de funcionarios públicos o privados.

“Otra política que ya estamos desarrollando es el Servicio de Orientación Médico Estadístico (SOME), adulto mayor. Es un lugar de entrada en la atención primaria exclusivo para personas de la tercera edad y donde tenemos personas especializado, a ellos les buscan las horas de atención, porque nos encontramos a menudo con barreras tecnológicas que deben superar, y con eso les hace sentir más cómodos. Además de las farmacias populares que significan un ahorro significativo para ellos, porque debido a su baja pensión, no tienen forma de hacer frente a los medicamentos de primera generación que son recetados por especialistas”, aseveró.

Desde el parlamento en tanto, se está trabajando para que se promulguen varios proyectos de ley que van en directo beneficio de las personas que tienen sobre 60 años.

La diputada PPD Carolina Marzán, integrante de la Comisión de Familia y Adulto Mayor, indicó que una de las principales iniciativas que ha impulsado es la creación de ministerio de adulto mayor. Propuesta que ha recibido el apoyo transversal de los parlamentarios.

“Yo he presentado iniciativas de ley, proyectos de resolución orientados a mejorar la calidad de vida de adultas y adultos mayores. Vinculados por ejemplo a la violencia económica que ellos sufren, sabemos que es gravísima, incluso lo más terrible es que esa violencia proviene de sus propios hijos, de los integrantes del grupo familiar con quien ellos viven. También pretendemos que el Servicio Nacional del Adulto Mayor tenga mayores facultades de representación legal, justamente vinculado a la violencia de diverso tipo que ellos sufren. Solicité la creación del ministerio del adulto mayor, pensando en crear una institucionalidad estatal que impulse políticas públicas específicas y que beneficien a quienes hoy representan aproximadamente a un 20 por ciento de la población”, afirmó.

Proyectos más que polémicos han surgido desde el Parlamento, pero no  han avanzado. Recordemos hace unos años la idea de diputados, hoy oficialistas, que permitía que los adultos mayores hipotecaran sus bienes a la banca para que estos pudiesen tener “pensiones dignas”.

Según datos de la Organización Mundial de la Salud (OMS), Chile es el único país de Sudamérica que supera los 80 años de esperanza de vida media. Registro que logran solo 29 países en el mundo. Esta evolución demográfica, exige mejoras en las condiciones de vida de este importante sector de la población.

Pensiones de hambre, crisis de la salud pública, aislamiento y sensación de abandono, demuestran la dejadez y las falencias por parte del Estado, situación que golpea con fuerza a los más de 3 millones de adultos mayores en el país.

Sea el primero en dejar un comentario

Denos su opinión

Tu dirección de correo no será publicada.


*